Futuro

 

Futuro

El futuro de la sidra vendrá avalado por tres pilares importantes en los cuales está trabajando el sector: la calidad de la materia prima, del producto, así como del proceso productivo.

La calidad en la materia prima supone buscar lo mejor para el producto, para ello necesariamente se está impulsando la manzana autóctona y se están realizando continuamente proyectos de investigación y mejora.

En cuanto a la calidad del producto, se busca tanto la calidad en el producto final, como en el modo de presentación, embalaje, etc.

Por último, hay que destacar la calidad en los procesos productivos, haciendo especial hincapié en las condiciones higiénicas; el control de las condiciones, tales como la temperatura, el análisis micro-biológico, etc.; el sometimiento al seguimiento y medición del proceso y la adecuación del producto a los criterios marcados por el mercado.

El sector también está investigando en nuevos productos como sidras espumosas, zumos, vinagre, sagardoz y un largo etc. con el objetivo de diversificar y ofrecer diferentes productos al consumidor.

Además de innovar y avanzar en el producto, el futuro viene marcado por innovar y mejorar en servicios tanto en la oferta del txotx, como en toda la oferta turística que se esta construyendo alrededor de la sidra.